Páginas

viernes, 15 de febrero de 2013

"CRÊPES" DE POLLO CON SALSA DE QUESO AZUL

CRÊPE DE POLLO CON SALSA DE QUESO AZUL

INGREDIENTES:

3 pechugas de pollo, 40 gr de queso parmesano, 40 gr de queso emmental, 40 gr de queso azul, 1 cebolla, 1 vaso de vino blanco seco, aceite de oliva, sal y pimienta.

Para la masa de los crêpes: 3 huevos, 150 gr de harina y sal

PREPARACIÓN:

Mezclar en una batidora los ingredientes para las "crêpes", es decir, los huevos, la harina y la sal. El motivo de utilizar la batidora se debe a que nos va a facilitar el trabajo y ahorraremos, por un lado tiempo, y por otro esos grumos que tanto detestamos no aparecerán y la masa nos quedará exquisitamente suave. Dejaremos reposar la masa.
Mientras la masa de los crêpes reposa, aprovecharemos para ir preparando el relleno. Cortar las pechugas de pollo en tiras y la cebolla en juliana. Poner una sartén al fuego, y cuando esté bien caliente, incorporar un poco de aceite de oliva y la cebolla. Una vez la cebolla tome color, añadir el pollo y salpimentamos, lo rehogamos todo hasta que el pollo adquiera un color dorado. Seguidamente, añadir las  variedades de quesos emmental y parmesano mezclándolas para que se vayan fundiendo homogeneamente y añadimos el vino blanco. Una vez el alcohol de éste se haya evaporado, apagar el fuego y reservar.
Para hacer las crêpes, necesitaremos una crêpera o sartén anti-adherente que previamente untaremos con mantequilla cada vez que hagamos una crêpe. Para ello, pondremos una pequeña cantidad de masa bien extendida y no muy gruesa, que iremos dorando con la ayuda de una espátula por ambos lados e iremos reservando.
Cuando se hayan enfriado un poco, rellenamos con el preparado añadiendo poca cantidad de salsa del pollo, cerramos con cuidado enrollándolos, y una vez los tengamos todos ellos, acabamos de preparar la salsa de queso azul. Para ello, necesitaremos en la misma sartén donde hemos cocinado el pollo con los quesos, añadirle  el queso azul y dejándolo al fuego un par de minutos. Trituramos para obtener una crema sumamente suave tanto a la vista como al paladar. Procedemos a servir la crêpe napada con un poco de la crema de queso azul que acabamos de preparar...madre mía esto es un placer divino. ¡¡¡qué los disfrutéis!!!

Como ya sabéis el queso es una fuente de calcio que siempre tiene que aparecer en nuestra dieta, sobre todo los niños, embarazadas y personas mayores.