Páginas

martes, 1 de octubre de 2013


PAN DE CEBOLLA Y TOMATE


INGREDIENTES:

450 gr de harina, 15 gr de levadura fresca, 1 cuchara de aceite de oliva, 1 cucharadita de sal, 1 cucharadita de azúcar, 1 cucharadita de pimienta, 250 de leche, 1 cebolla, 30 gr de mantequilla, 6 tomates secos, semillas de amapola.

PREPARACIÓN:

Pelamos y picamos una cebolla. Ponemos una sartén al fuego con la mantequilla y la cebolla, pochamos a fuego suave, Cuando la tengamos retiramos del fuego y dejamos enfriar.
Mezclamos en un bol la harina con la sal, el azúcar y la pimienta. Añadimos el aceite y amasamos a maquina o mezclamos a mano con una espátula. Vamos incorporando poco a poco la leche que tiene que estar tibia, en una parte de la leche deshacemos la levadura.
Espolvoreamos harina en la mesa de trabajo y volcamos la masa. Amasamos , estiramos con las manos un poco la masa e incorporamos la cebolla en el centro con los tomates secos picados. Envolvemos la masa con la cebolla y los tomates amasando ligeramente para integrar el relleno en la masa. No hace falta amasar mucho.
Untamos un molde con mantequilla e incorporamos la masa del pan. Damos un poco de forma con la espátula. Incorporamos unas semillas de amapola y dejamos reposar tapado unos 30 minutos.
Pre-calentamos el horno a 180 grados y horneamos 35 minutos. Cuando lo tengamos sacamos del molde y dejamos enfriar antes de comer.
Este pan se conserva perfectamente durante tres días. Podemos utilizarlo para acompañar cualquier tipo de platos o tostado e incluso cortado muy fino untado con aceite y tostarlo en el horno a 160 grados hasta que  nos quede crujiente utilizándolo como grisines.