Páginas

domingo, 9 de junio de 2013

GALANTINA DE POLLO FRÍA

INGREDIENTES PARA 4 PERSONAS:

2 pechugas de pollo, 2 zanahorias, 1 calabacín, 2 limones, cilantro, 1 huevo, sal, pimienta blanca, 1 cebolleta, aceite de oliva, pereji, 7 hojas de gelatina.

PREPARACIÓN:

Ponemos una cazuela con 1 litro de agua, le incorporamos la cebolleta cortada por la mitad y 2 ramas de perejil. Cuando este hirviendo añadimos las pechugas de pollo limpias de piel y posible grasa. Dejamos cocer vigilando para que la carne quede echa pero no seca. El caldo se consumirá quedando unos tres cuartos de litro, más o menos.
Ponemos en agua fría las hojas de gelatina.
Pelamos las zanahorias y las rallamos , reservamos.
Lavamos el calabacín y lo rallamos, reservamos.
Pelamos un limón, procurando quitarle toda la piel blanca que amarga.
Sacamos las pechugas del caldo  el cual tenemos que reservar, y cortamos las pechugas en tiras no muy gruesas.Salpimentamos las pechugas.
Picamos un puñado de cilantro y reservamos.
Dependiendo lo grande que sea vuestro molde necesitareis más o menos caldo. La proporción es de unos 500 ml de caldo.Colamos el caldo de cocer las pechugas y nos separamos la cantidad que utilizaremos, si nos sobra podemos utilizar para una sopa o cualquier otro plato que necesites un poco de fumet. Cuando este frío lo podemos guardar en el congelador.
En el caldo que hemos colado y aun caliente añadimos las hojas de gelatina escurridas, mezclamos bien para que se incorporen, sazonamos el caldo.
Cubrimos las paredes de nuestro molde con el caldo y colocamos unas rodajas de limón para decorar en el fondo, cubrimos ligeramente con un poco del caldo y reservamos en el congelador hasta que cuaje . El tiempo será mínimo ya que solo hemos cubierto el fondo, con unos 15 minutos habrá suficiente.
Sacamos del congelador y empezamos a montar, primero colocamos cubriendo el fondo la zanahoria rallada   con unas hojas de cilantro, seguidamente colocamos las tiras de pollo y cubrimos estas con el calabacín rallado, volvemos a colocar otra capa de tiras de pollo, después otra de zanahoria y así hasta acabar con todos los ingredientes. Cubrimos con el caldo con cuidado para que no se nos desmonte. Introducimos en el congelador una hora y media y después lo colocamos en la nevera.
Preparamos una mahonesa, ponemos un huevo en el vaso de la batidora, con unas gotas de zumo de limón y un poco de sal, cubrimos con el aceite de oliva, solo la cantidad que utilizaremos e introducimos la batidora hasta el fondo, la ponemos en marcha pero no la movemos hasta que esta casi montada del todo que comenzamos  a batir y en un par de segundos la tendremos lista sin miedo de que se corte.
Cuando la galantina este cuajada, la desmoldamos en un fuente y cubrimos alrededor de ella con la mahonesa, espolvoreamos con unas hojas de cilantro.

Este es un plato ligero, ya que el pollo es una de las carnes con menos grasa, además al estar cocinada de esta forma aun tiene menos, las verduras hacen que el plato sea ligero y lleno de vitaminas y minerales, las únicas calorías son las que le damos con la mahonesa. Si queremos podemos sustituir la mahonesa por yogur natural, mezclado con zumo de limón, sal, pimienta y le podemos añadir el cilantro picado.